e1eacd7a-d667-43ef-b9c3-913e5a49c4af.jpeg

 

Su ideología se inspira en el trabajo de Bruno Munari, un gran diseñador y artista italiano, que decía:

“¿Porqué dejar de jugar cuando crecemos? El proyecto es un juego para adultos, un momento intenso y excitante en el cual deberíamos tener la capacidad de crear y descubrir el mundo divirtiéndonos”.                                                                          

Concreto Lab convierte el cemento en objetos de decoración para personalizar los espacios al vivir una experiencia visual y táctil única.

El proceso de diseño empieza con la descontextualización del material de su propio ámbito de uso y la exploración de los alcances estéticos formales que el mismo nos ofrece.

La pasión por el detalle, la sutil conexión entre macro y micro arquitectura, la atención hacia el hombre como individuo, la constante búsqueda de nuevas formas escondidas entre los volúmenes y los vacíos de los objetos cotidianos son los ingredientes que utilizan para concretar la visión e ideas en los objetos que proponen. 

 Las piezas de Concreto Lab son elaboradas en la Ciudad de México.

Las piezas de Concreto Lab son elaboradas en la Ciudad de México.